domingo, 12 de septiembre de 2010

¿Por qué es importante la incorporacón de ajo en nuestra dieta?

ajo dieta¿Por qué es importante la incorporacón de ajo en nuestra dieta?
En el siglo XX , mas especificamente en la decada del 40 El doctor Arthur Stoll, un médico suizo ganador del Premio Nobel, da a conocer una de las sustancias que componen el ajo: una sustancia llamada aliina, el componente "madre" del que deriva la sustancia activa, la alicina, con alta eficacia contra las bacterias fue descubierto en 1944. Desde aquel tiempo se continua su investigación y, hoy en día, se puede, con el respaldo cientifico, asociar el consumo de ajo con determinados efectos beneficiosos para nuestra salud.
Protección cardiovascular:El consumo frecuente de ajo provoca vasodilatación, aumento del diámetro de los vasos sanguíneos, por lo que se facilita la circulación de la sangre. También, el consumo habitual de ajos ha demostrado efectos beneficiosos en el tratamiento de niveles altos de colesterol y triglicéridos. Además, el ajo posee efecto diurético, de ahí que su consumo frecuente sea muy sugerido en casos de hipertensión y riesgo cardiovascular (riesgo de infarto, arteriosclerosis, trombosis).Poder depurativo: el ajo crudo tiene propiedades antisépticas, contra hongos y bacterias además de ser un excelente depurativo
Incrementa las secreciones bronquiales lo que resulta en excelente expectorante y desinfectante. Útil en el tratamiento de las
los catarros, resfriados, congestiones y en las infecciones respiratorias.
Prevención de tumores: En ciertos trabajos científicos relacionan las propiedades el ajo con la prevención de procesos tumorales. Un estudio hecho por el Departamento de Gastroenterología del Hospital Ramón y Cajal de Madrid indica que la solución acuosa de ajo morado inhibe el "Helicobacter pylori", bacteria que se relaciona a una mayor incidencia de úlcera gastroduodenal y cáncer gástrico. Por otra parte, un trabajo de la Universidad de Carolina del Norte en Chapel Hill, en Estados Unidos, muestra que las personas que consumen ajo crudo o cocinado con regularidad reducen a la mitad el riesgo de padecer cáncer de estómago y en un tercio el de cáncer de colon en comparación con las personas que consumen poco ajo.
Contraindicaciones: el ajo está contraindicado en determinados casos
a pesar de sus variados beneficios. Por sus efectos anticoagulantes, el alto consumo de ajo debe evitarse en caso que se presenten hemorragias o si se va a ser sometido a una intervención quirúrgica, ya que aumenta el riesgo de sangrado. si se sigue un tratamiento con hipoglucemiantes tampoco es recomendable su consumo exagerado ya que el ajo acentuaría la hipoglucemia.
Durante la gestación y la lactancia es prudente evitar el consumo de altas cantidades de ajo, ya que puede estimular el útero o inducir incluso un aborto.

Publicar un comentario